Hilos tensores

Los hilos tensores son una alternativa para mejorar la flacidez de la piel sin cirugía. Tienen un efecto tensor y reafirmante mediante la estimulación de la producción de colágeno y elastina.

HILOS TENSORES

¿En qué consiste el tratamiento?

Existen distintos tipos de hilos tensores y, en función de las características de tu piel y el grado de flacidez, elegiremos el más adecuado para ti. 

Para su colocación se realiza un marcaje previo y se coloca anestesia local en los puntos de entrada del hilo, por ello el proceso no resulta doloroso. Se necesitan de 30-60 min para colocarlos en función del número de hilos que utilicemos.

Riesgos

Como consecuencia de la aplicación pueden aparecer pequeños moretones que desaparecerán en pocos días y que puedes maquillar.

Es muy importante que el profesional que los aplica tenga un profundo conocimiento de la anatomía facial para evitar dañar estructuras importantes como los nervios responsables de la movilidad facial.

Resultados

Se produce de manera natural un efecto de estiramiento de la piel. Ese efecto se puede utilizar por ejemplo para elevar la cola de la ceja o para mejorar el tercio medio e inferior facial.

El efecto definitivo puede verse a partir de las tres semanas, pero irá mejorando hasta los 3-4 meses. La duración del efecto puede llegar al año.

HILOS WEB-01