Lipofilling facial

El lipofilling facial consiste modelar la cara, con injerto de grasa obtenido del propio cuerpo, en aquellas zonas faciales que han perdido volumen con el paso del tiempo, que presentan surcos marcados o arrugas o  que por algún traumatismo o de manera natural presenta alguna asimetría.

LIPOFILLING FACIAL

Con el injerto de grasa no solo se consigue rellenar, sino que al tratarse de un producto de relleno biológico va acompañado de otras sustancias como células madre y factores de crecimiento que actúan mejorando la calidad de la piel. Además al tratarse de un relleno obtenido de tu propio cuerpo, no existe posibilidad de rechazo ni reacciones alérgicas. En caso de combinarse con otros rellenos biológicos como hidroxiapatita o ácido hialurónico suele denominarse bioplastia.

¿En qué casos está indicado este procedimiento?

Esta técnica está indicada en pacientes que desean mejorar la pérdida de volumen en zonas como pómulos o mentón, rellenar los surcos en los labios, alrededor de la boca o la frente, eliminar el hundimiento y oscurecimiento de la zona de la “ojera”, etc.

También está indicado para corregir asimetrías, obteniendo un resultado armónico.

Los pacientes con una calidad de la piel muy afectada por la edad, la exposición solar o el tabaco probablemente necesiten procedimientos asociados a esta técnica, como por ejemplo lifting facial o blefaroplastia.

Procedimiento

Se trata de un procedimiento que se realiza con anestesia local, sedación o anestesia general según la cantidad de grasa necesaria y las zonas a tratar. La grasa se obtiene a través de una pequeña cánula unida a una jeringa de la zona deseada mediante incisiones menores de 0.5 cm, prácticamente inapreciables posteriormente. Se trata la grasa obtenida y se aplica con aguja o cánula de manera similar a otros rellenos como la hidroxiapatita o el ácido hialurónico.

Puede combinarse con otros tratamiento médico-estéticos como botox, hidroxiapatita, ácido hialurónico o hilos tensores, o quirúrgicos como lifting facial o blefaroplastia.

En función de las zonas a tratar se podrán obtener los resultados deseados en 1 ó 2 sesiones.

En general, serás dado de alta el mismo día del procedimiento.

Recuperación

La recuperación es muy rápida, pudiendo realizar tu vida habitual desde los primeros días. Será muy importante no aplicar masajes faciales, cremas o maquillaje los primeros días para no movilizar ni deformar el injerto. Los 2-3 primeros días pueden aparecer inflamación o pequeños moretones que irán disminuyendo en la primera semana.

Deberás aplicar protector para evitar la exposición solar durante los primeros 3 meses.

Riesgos

Los riesgos son escasos al tratarse de un procedimiento poco invasivo y realizado con relleno obtenido de tu propio cuerpo, de manera que no se utiliza ningún material sintético.

Para minimizarlos se deben seguir cuidadosamente las indicaciones dadas, tanto antes como después de la cirugía.

Resultados

Con esta técnica se consiguen resultados inmediatos que irán siendo más notables con el paso de las semanas, pudiendo modelar el contorno facial, crear volumen y dar luminosidad a la cara de forma duradera. El resultado será muy natural, con un rejuvenecimiento facial y una mejora de la calidad cutánea importantes.

Especialmente satisfactorio es el resultado de este tratamiento para mejorar la zona de la “ojera”.

LIPOFILLING FACIAL-01plantilla-pide-cita-web-01